lunes, 3 de noviembre de 2014

El IPCC pide a los gobernantes que tomen medidas serias para llevar las emisiones a cero y acelerar el impulso de las energías renovables (Greenpeace)

Greenpeace considera que el Gobierno español está yendo en contra de las recomendaciones científicas con su política energética

El Grupo de Expertos sobre el Cambio Climático de Naciones Unidas (IPCC) ha publicado hoy la parte final de su Quinto Informe de Evaluación. Por primera vez, los científicos están diciendo claramente a los gobernantes que deben aspirar a llevar las emisiones a cero. La forma más rápida para hacerlo es acelerar la adopción de las energías renovables, un proceso que ya está ocurriendo en todo el mundo.
 Panel del IPCC 2014
El IPPC señala que el cambio climático ya está aquí y está empeorando rápidamente. Su Quinto Informe de Evaluación (AR5) estudia la gravedad de los impactos que ya son visibles y afirma que podrán ser peores a medida que aumenten las temperaturas. Los científicos han analizado sus impactos, qué se puede hacer aún al respecto y qué pasaría si no se hace. Greenpeace considera que las soluciones son más fáciles de alcanzar que nunca. Ha realizado un resumen de las principales conclusiones del AR5, complementadas con otros hallazgos científicos recientes y con las líneas de acción que propone la organización ecologista. Algunos de los datos que se destacan en este informe son:

  • El hielo polar se está derritiendo mucho más rápido de lo previsto
  • La acidificación de los océanos está ocurriendo a un ritmo sin precedentes, amenazando la vida marina
  • 2001-2010 fue una "década de extremos climáticos", de acuerdo con la Organización Meteorológica Mundial
  • Desde mediados del siglo XIX, el ritmo de la elevación del nivel del mar ha sido superior a la media de los dos milenios anteriores. Los últimos datos de los expertos climáticos confirman una tasa de elevación de 3,2 mm/año, entre 1993 y 2010.
 El IPCC incluso advierte que el cambio climático puede incrementar el riesgo de conflictos violentos en forma de guerra civil y la violencia entre los grupos por el el hambre, las migraciones forzosas y otros conflictos derivados del cambio climático
 "Para los científicos, no hay duda acerca de cómo actuar frente al cambio climático. Los gobiernos tienen que prestar atención y eliminar gradualmente el carbón y el petróleo ahora o terminar haciéndolo más tarde a un coste mucho más alto. Sin embargo, aquellos que aprovechen el potencial de las energías renovables darán un salto adelante hacia un futuro sostenible", ha declarado Martin Kaiser, responsable de política climática en Greenpeace.
 La organización ecologista denuncia que mientras que países como Dinamarca, que se ha comprometido al 100% de energías renovables en su sistema eléctrico y de calefacción para 2030, avanzan en la dirección correcta, en España el Gobierno ha aprobado una reforma energética que supone un freno absoluto a las energías renovables mientras da luz verde para proyectos de extracción de petróleo en sus aguas.
 "Las energías renovables y el uso inteligente de la energía son las formas más rápidas y más limpias para reducir las emisiones y las tecnologías de captura de CO2 no tienen sentido si no atacamos el problema de raíz y abandonamos nuestra dependencia por los combustibles fósiles", ha declarado Tatiana Nuño, responsable de la campaña de cambio climático de Greenpeace.
 Greenpeace presentaba hace dos semanas un informe sobre la recuperación económica con renovables donde se demuestra cómo es posible un sistema eléctrico con el 95% de energías renovables para 2030 que supondría más de 3 millones de empleos.
 "Todavía estamos a tiempo de actuar y de mantenernos lo más lejos que sea posible de un aumento de 2 ºC de temperatura, pero para eso hace falta un marco legal estable que favorezca a los inversores a desarrollar las energías renovables y dejar de invertir y subvencionar el carbón y el petróleo", ha concluido Nuño.

martes, 23 de septiembre de 2014

Nueva York 2014: una Cumbre del Clima para la galería y sin ambición

Proyección en la sede de la ONU en Nueva York

Al margen de las Cumbre del Clima "oficiales" (las COP, la próxima es la COP20 de Lima, Perú), Ban Ki-moon, como Secretario General de la ONU, convocó esta "Cumbre del Clima" de un sólo día (23 de setiembre) en Nueva York "para dialogar con los dirigentes y promover la adopción de medidas y objetivos ambiciosos a nivel nacional en relación con el clima".

No ha habido debate ni acuerdos globales, básicamente se trataba de escenificar  la "preocupación" por el cambio climático por parte de "los dirigentes mundiales"y las "partes interesadas (gobiernos, empresas y organizaciones de la sociedad civil)".   

Unos y otros han desfilado para anunciar medidas en temas como "la financiación relacionada con el clima, la eficiencia energética, las fuentes de energía renovables, la adaptación, la reducción del riesgo de desastres y la resiliencia, los bosques, la agricultura, el transporte, los contaminantes climáticos de corta vida y las ciudades". 

Según Greenpeace "esta cumbre convocada por Ban Ki-moon [era]una oportunidad para que los líderes mundiales sienten las bases de un acuerdo global que se deberá cerrar en París el año que viene. Si los países de la Unión Europea cumplen su promesa, el próximo mes de octubre serán los primeros en sellar un compromiso climático y energético más allá de 2020".

Pero, tras escuchar el discurso del presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, Greenpeace ha lamentado "que Europa tire por tierra una magnífica oportunidad para explotar todo su potencial en eficiencia energética y en renovables y no asuma un papel más relevante en la lucha internacional contra el cambio climático."

Greenpeace proyectó "en un lateral del emblemático edificio de Naciones Unidas en Nueva York el mensaje 'Escuchen a la gente, no a los que contaminan'", después de que "cientos de miles de personas llenaran durante el fin de semana las calles de la Gran Manzana y de todo el mundo para reclamar a los líderes políticos que actúen frente al cambio climático."

jueves, 3 de abril de 2014

El #CambioClimático ya está aquí (5º informe de evaluación del #IPCC).

"El calentamiento en el sistema climático es inequívoco y, desde la década de 1950, muchos de los cambios observados no han tenido precedentes en los últimos decenios a milenios. 

La atmósfera y el océano se han calentado, los volúmenes de nieve y hielo han disminuido, el nivel del mar se ha elevado y las concentraciones de gases de efecto invernadero han aumentado."


Esta es la conclusión general de la aportación del "Grupo de trabajo I" al Quinto Informe de Evaluación del IPCC (Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático, se trata de un organismo científico de la ONU), recogida en su "Resumen para responsables de políticas".

Las conclusiones parciales principales son las siguientes:


1.  La concentración de dióxido de carbono es un 40% más elevada que en la época preindustrial

2. La actividad humana fue la causante de la mayor parte del calentamiento entre 1951 y 2010

3. La superficie de la Tierra aumentó su temperatura en 0,85ºC entre 1880 y 2012

4. Las olas de calor y las grandes tormentas son más frecuentes desde los años 50

5. El hielo del Ártico se ha reducido un 3,8% (de media) por década desde 1979

6. Se espera que el nivel del mar crezca entre 26 y 82 cm de aquí al 2100

7. Sólo un escenario agresivo de mitigación de las emisiones de gases invernadero puede conseguir que  el aumento de la temperatura sea menos de 2ºC

miércoles, 2 de abril de 2014

Infografía: la realidad del #cambioclimático | #ClimateChange Reality Check


1.  La concentración de dióxido de carbono es un 40% más elevada que en la época preindustrial

2. La actividad humana fue la causante de la mayor parte del calentamiento entre 1951 y 2010

3. La superficie de la Tierra aumentó su temperatura en 0,85ºC entre 1880 y 2012

4. Las olas de calor y las grandes tormentas son más frecuentes desde los años 50

5. El hielo del Ártico se ha reducido un 3,8% (de media) por década desde 1979

6. Se espera que el nivel del mar crezca entre 26 y 82 cm de aquí al 2100

7. Sólo un escenario agresivo de mitigación de las emisiones de gases invernadero puede conseguir que  el aumento de la temperatura sea menos de 2ºC

viernes, 27 de septiembre de 2013

#CambioClimático: Rupert Mordoch, publique la verdad

http://www.avaaz.org/es/murdoch_climate_liar_loc/?bkatfcb&v=29603

En 24 horas, los principales expertos mundiales en cambio climático darán a conocer el informe más importante para el futuro de nuestro planeta de las últimas décadas -- pero los gigantes energéticos y del petróleo están tratando de debilitar esta llamada de atención global aliándose con el magnate Rupert Murdoch y su conservador mega-imperio mediático.

¡El 80% de las noticias sobre calentamiento global recogidas en algunos de sus periódicos más conocidos inducen a error a sus lectores!

Ganemos esta batalla exigiéndole que publique la verdad antes de que sea demasiado tarde: únete ahora y corre la voz - cuando nuestro llamamiento alcance 1 millón de firmas, conseguiremos que un grupo formado por algunos de los mejores científicos del mundo le entreguen las evidencias científicas en mano
AVAAZ.org: The World in Action

En 24 horas, los mejores científicos del mundo darán a conocer el informe más importante de las últimas décadas, demostrando de una vez por todas que aunque el cambio climático supone una gran amenaza, aún puede remediarse si los gobiernos emprenden acciones inmediatas. Se trata de una llamada de atención global para salvar nuestro planeta, pero los gigantes energéticos y las grandes petroleras tienen a un poderoso aliado que está haciendo campaña para ocultar la verdad.

Rupert Murdoch posee cientos de medios de comunicación mundialmente conocidos, como el canal de televisión ultra-conservador Fox News y el periódico Wall Street Journal; y está usando su poder mediático para ayudar a sus amigos del petróleo a frenar la acción de los gobiernos para evitar que sus beneficios disminuyan. Solo en EE.UU., ¡el 80% de las noticias sobre calentamiento global recogidas en algunos de sus periódicos más conocidos inducen a error a sus lectores! Ahora que Murdoch ha puesto este informe pionero en su punto de mira, su imperio mediático amenaza con dominar la conversación global, a no ser que la gente de todo el mundo se una para acallar su mensaje.

Batallas como ésta se ganan o se pierden en el terreno de la opinión pública. Una enorme petición mundial exigiendo toda la verdad sobre el cambio climático junto con el envío de cartas a los directores de los periódicos, tuits y mensajes en redes sociales podría ser el golpe que necesitamos para ganar esta lucha. Vamos a hacer un llamamiento a Murdoch y persuadirlo para que retroceda en su ataque contra la ciencia y publique la verdad. Únete ahora y corre la voz - cuando nuestro llamamiento alcance 1 millón de firmas, conseguiremos que un grupo formado por algunos de los mejores científicos del mundo le entreguen las evidencias científicas en mano.

martes, 30 de abril de 2013

Oliveres: "El capitalismo es incapaz de cubrir las necesidades básicas"


“EL CAPITALISMO ES INCAPAZ DE CUBRIR LAS NECESIDADES BÁSICAS”

X
Arcadi Oliveres

Arcadi Oliveres

© Greenpeace/ Marta Ramoneda
Arcadi Oliveres forma parte de ese grupo de intelectuales comprometidos, activistas sociales y pacifistas que hacen reflexionar a las nuevas generaciones y las inspiran a cambiar el mundo.
Por su lucha en el contexto que vivimos y por encarnar la denuncia al modelo que nos está destruyendo, Greenpeace le otorga este año el premio Artemio Precioso, una distinción dedicada a los ejemplos de activismo y compromiso con la defensa del medio ambiente o de la paz.


Artemio Precioso fue un símbolo del ecologismo en España y, además, era economista como usted. ¿De qué hablarían si se encontrasen en una tertulia o compartiendo un café?
No tuve la suerte de conocer en vida a Artemio Precioso aunque creo que fue un verdadero pionero al fundar el Centro de Estudios Socioecológicos. Si ahora tuviera la ocasión de charlar con él, probablemente me interesaría su opinión sobre incoherencia entre la teoría y la práctica socialista vivida directamente durante su estancia en la URSS. También me gustaría conocer los orígenes de su preocupación ecologista.
La organización que preside, Justícia i Pau, lucha por la promoción y defensa de los derechos humanos, la paz y el desarme, contra la pobreza y la exclusión social, y en favor del desarrollo sostenible de los pueblos. ¿Qué casos le han marcado más y a qué retos se enfrenta una organización de estas características?
Me han marcado especialmente la campaña en contra de los frecuentes y criminales asesinatos del franquismo mediante la aplicación de la pena de muerte. De un modo particular quedé especialmente afectado por las ejecuciones de septiembre de 1975 que no fueron posibles de impedir por las campañas que en aquel momento se llevaban a cabo.
La inmigración, el escándalo de las injustas relaciones entre el Norte y el Sur, así como el abuso en el cobro de la deuda externa y las insignificantes cifras de la cooperación al desarrollo representan otro elemento de valor en nuestras preocupaciones.
Por lo que se refiere a los retos actuales me gustaría destacar la denuncia del absurdo gasto militar, del comercio de armas, de la investigación científica con finalidades bélicas y de la protección que las entidades financieras dan a este tipo de actividades. La banca ética surge como una de las respuestas naturales a tales procesos.
Desde Greenpeace hacemos frente a varias demandas por defender el medio ambiente y denunciar la actuación de empresas y de algunos de nuestros políticos. ¿Cómo enfrentarnos al status quo cuando se están atacando las herramientas de las que dispone la ciudadanía para defender sus intereses, como el derecho de manifestación o la resistencia pasiva?
Ciertamente en los últimos meses hemos podido contemplar un retroceso en el respeto en las libertades políticas y de los derechos económicos por parte de las autoridades. La respuesta a este tipo de actuaciones pasa por varias etapas: conocimiento de la situación mediante una información contrastada que pocas veces dan los grandes medios de comunicación, impulso del asociacionismo, realización de campañas sobre uno o varios objetivos, presión política constante y, finalmente, puesta en práctica de acciones de no colaboración y de desobediencia civil siempre que sean necesarias.
Muchas de las soluciones que se plantean a la crisis y a los actuales problemas sociales pasan por un cambio en el modelo económico actual, y tienen su origen en una visión más sostenible de los recursos. ¿Qué medidas ligadas al ecologismo piensa que tendríamos que adoptar para salir de esta situación?
El capitalismo es un sistema caduco que, por su afán de lucro, es incapaz de cubrir las necesidades básicas de la población mundial y concentra cada vez más la riqueza en pocas manos. Al mismo tiempo destruye los recursos naturales que, lógicamente, son limitados.
Frente a esta situación, los cambios más urgentes deben darse en primer lugar en los valores dominantes y en consecuencia, reorientar las prioridades de crecimiento material, beneficio monetario y competencia empresarial que son impartidos en la mayor parte de facultades de economía y de escuelas de negocios del mundo. Una vez dadas estas condiciones, deben aparecer entonces los objetivos ligados a la ecología tales como consumo responsable, desaparición de la obsolescencia programada, ahorro energético, y los consabidos reciclaje y recuperación de productos. Todo ello, evidentemente, en un marco de reequilibrio de la producción y el consumo a lo largo y ancho del planeta.
¿Cuál es su mayor preocupación social en estos momentos?
En nuestro entorno los mayores problemas se centran en estos momentos en la precariedad laboral y la disminución de las prestaciones del llamado estado del bienestar. Medioambientalmente me preocupa la promoción del consumo superfluo, un ejemplo es la flexibilización de los horarios comerciales para especular de esta manera con el ocio de las personas y desviarlo de posibles satisfacciones de tipo cultural y crítico.
Un mensaje a los socios de Greenpeace.
Gracias por querer practicar la denuncia, la austeridad y la coherencia, y por mantener la voluntad de ser personas libres y respetuosas socialmente y ambientalmente.

martes, 4 de diciembre de 2012

La historia de la Cumbre del Clima en 83 segundos

Magnífico vídeo: no se puede decir más con menos ;) 
La firma de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC, 1992), el protocolo de Kyoto en el que los países desarrollados se comprometen a limitar las emisiones de gases causantes del cambio climático (1997), el abandono de EEUU y su chantaje a los países en desarrollo para que también limiten sus emisiones (intentando hacerlos corresponsables de un cambio climático que no habían causado), la negativa de éstos, las posiciones de los estados petroleros y de los disidentes... y el desbarajuste negociador actual. Todo ello, en 83 segundos!

lunes, 3 de diciembre de 2012

#COP18: atascados en Doha (www.dw.de)

http://www.dw.de/cop18-atascados-en-doha/a-16422645  

ECOLOGÍA

COP18: atascados en Doha

La Conferencia de la ONU sobre Cambio Climático ha arribado al medio tiempo dejando muchas preguntas sin respuestas. Con certeza sólo se sabe que no se harán propuestas ambiciosas para la reducción de emisiones.
En el centro de conferencias de la capital catarí donde tiene lugar la XVIII Conferencia de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP18) nada apunta a que sus participantes llegarán a un nuevo acuerdo para reducir las emisiones de gases contaminantes que provocan el calentamiento global y propician los cambios climáticos. Christiana Figueres, directora del Secretariado del Clima de la ONU, asegura que, en el mejor de los casos, el convenio vigente –el Protocolo de Kioto, que fue firmado en 1997 y entró en vigor en 2005– será prorrogado.
El tono con que Figueres hace el anuncio revela que esa prórroga está lejos de ser el éxito que cabría esperar de cumbres internacionales como ésta. Nicole Wilke, quien lidera las negociaciones en nombre del Gobierno alemán, comenta que son los ministros del Ambiente quienes decidirán hasta cuando se prolonga el Protocolo de Kioto. ¿Hasta 2018... 2020 quizás? Eso está por verse. Tampoco está claro qué objetivos se trazarán los países participantes para reducir su producción de emisiones en el lapso a definir.
Christiana Figueres, directora del Secretariado del Clima de la ONU.
Técnicamente posible, políticamente incierto...
Los ministros del Ambiente llegarán a Doha el miércoles (5.12.2012), pero nadie está esperando de ellos propuesta ambiciosa alguna para alcanzar la meta establecida en la cumbre climática de Copenhague: limitar el calentamiento del planeta a 2 grados centígrados por encima de la temperatura global registrada antes de la revolución industrial para evitar catástrofes de gran alcance como el derretimiento de grandes masas de hielo, el aumento acelerado del nivel del mar y la desaparición de bosques lluviosos enteros.
Muchos científicos, incluyendo a los del programa ambiental de las Naciones Unidas (UNEP), creen que es posible limitar el calentamiento global a 2 grados centígrados si se implementan medidas de gran escala para el ahorro energético, para la producción de energías renovables y para la eliminación de dióxido de carbono (CO2) de la atmósfera. Niklas Höhne, de la empresa asesora Ecofys, subraya la importancia de esta última estrategia, pero confiesa que la tecnología necesaria para la eliminación de CO2 sigue en fase de experimentación.
En otras palabras, frenar el calentamiento global es posible, técnicamente hablando. Es el factor político lo que crea incertidumbre. “Cuando los emisarios de cada país negocian, ellos saben muy bien lo que es necesario hacer desde una perspectiva global. Pero lo que se debe hacer a escala global es muy diferente de lo que se puede hacer a escala nacional. Los países hacen tanto como les permiten sus respectivas sociedades civiles”, explica Figueres. A sus ojos, sólo los electores pueden obligar a los Gobiernos a reducir drásticamente las emisiones de gases contaminantes.
De eso parecen estar conscientes las decenas de personas que marcharon en Doha para protestar por la falta de acuerdos concretos para poner coto a los cambios climáticos propiciados por las actividades productivas de los seres humanos.
Autores: Andrea Rönsberg / Evan Romero-Castillo
Editora: Claudia Herrera Pahl

miércoles, 21 de noviembre de 2012

El lunes que viene empieza la Cumbre del Clima (COP 18) en el emirato absolutista y petrolero de Catar #marcoincomparable